Centauros del desierto (The searchers) – John Ford 1956.

Es una película sobre el amor acobardado, la neurosis del héroe, el odio y el rechazo de la diferencia, ingredientes todos ellos de la estructura obsesiva del héroe, Ethan (John Wayne). Muestra actitudes y comportamientos que en la sociedad actual están reprimidas (por ejemplo, la patada a la mujer india).

Curiosamente, si bien se ve en el film una fuerte discriminación entre niños y niñas, entre hombres y mujeres, entre blancos e indios, no se discrimina la locura, a la que se acoge y se da un lugar en esa sociedad tan dura.

Hay incluso una pobre esposa india a quien le toca hacerse cargo de la diferencia (racial) dentro de la diferencia (de los sexos).

Ethan es el típico neurótico que persigue la identificación con un yo ideal que remediaría las carencias del mundo, y que no puede desprenderse de esa identificación, por lo que no puede gozar de las cosas simples de la vida.

La pareja de jóvenes podría estar haciendo de espejo de la pareja imposible entre Ethan y Martha, y mostrándonos en acto, y no con el discurso —lo que supone un magnífico lenguaje cinematográfico y un guión para adultos— la razón por la que Marta no se casó con Ethan sino con su hermano.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s